23.7.08

Poema de Piero De Vicari


Piedra angular:
sobre tu cintura,

sobre tu espalda con rostro a arena,
sobre este mundo de ovulación y resabio,
sobre mis dedos
y la infinita forma de tu cara:

la noche se extiende
como un pezón encendido.

© Piero De Vicari

7 Comments:

Blogger Gustavo Tisocco said...

Bello poema Piero, se percibe la magia.
Un abrazo gus.

23.7.08  
Blogger Maria Rosa said...

Muy bueno, Piero, breve, bello y contundente.
Felicitaciones y un fuerte abrazo
María Rosa León

25.7.08  
Anonymous Anónimo said...

Las palabras justas y necesarias,para qué más,si lo dijiste todo.Un abrazo.Rosa Lía

26.7.08  
Anonymous Anónimo said...

Me encantó querido Piero, va palpando el placer con la palabra y esos dos versos finales me gustaron mucho. Un abrazo.

Lily Chavez

27.7.08  
Anonymous Anónimo said...

Caro Piero, sensualidad y erotismo expresados con imágenes de gran magnetismo. Felicitaciones. Un abrazo.

Elisa Dejistani

29.7.08  
Anonymous Anónimo said...

Bella y eficazmente breve muestra de que el deseo amoroso se expande en el creador hasta hacer de la mujer y de la noche un mismo cuerpo. Rubén Vedovaldi

3.8.08  
Anonymous Anónimo said...

Piero: El poemano necesita más palabras, su extensión está en el goce de leerlo.
Víctor Hugo Tissera

21.8.08  

Publicar un comentario

<< Home