16.5.10

Poema de Pere Bessó


EL CUARTO TRASTERO

................A Pepe Ribelles, in memoriam

Ávido de sí mismo,
alta ola en la ranura del culo,
la soledad de la yema
el dedo circunda,
el anillo chorreoso,
estigma de la rosa honda,
la promiscuidad forzada
a golpes de cachivache viejo.


LA CAMBRA DELS MALS ENDREÇOS

.................A Pepe Ribelles, in memoriam

Àvid de sí mateix,
alta ona a la regateta del cul,
la solitud del capciró
el dit circumda,
l’anell regalimós,
estigma de la rosa fonda,
la promiscuïtat forçada
a colpets d’andròmina vella.


© Pere Bessó (Autor y traductor al catalán del poema)

16 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Fuerte, fuerte! está bueno tu forma, tu estilo`, poder decirlo. Un abrazo.

Lily Chavez

16.5.10  
Anonymous Anónimo said...

Muy buen retrato de un hombre en su entorno inmediato, Pere.
¡Me encantó!
Aplausos, como siempre, de pie y un gran abrazo
María Rosa León

16.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Lily, amiga mía:
A mis años me queda poco más que la Poesía, alta, casta y piadosa por esencia y definición, al menos eso dicen los grandes. Casta incluso en los arrabales del sexo más confuso y narcisista. La poesía no debe tener miedo a decir.
La belleza está en las cosas, sí, pero también en la mirada de quien las contempla. Nuestra mirada -aprendí de Pepe Ribelles, que citaba al Maestro leonardo- nace de la penumbra del cuerpo que ilumina.
En ello estamos.
Y en su escritura.
Un abrazo, Lily.
Pere.

17.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Querida Maria Rosa:
Yo ya no sé si es o no un retrato. Sí que puedo decirte que es el Homenaje a la memoria de Pepe Ribelles, uno de los seres bellos que este mundo entregó al desafío, la impudicia y el dolor.
Y que se redimía en la alta Poesía y el conocimiento más profundo de los símbolos.
Gracias por los aplausos, pero prefiero que me sigas leyendo, aunque sea recostada y entre sueños.
Un beso entre océanos de espuma.
Tu amigo,
Pere.

17.5.10  
Blogger Silvia Loustau said...

Querido Pere, su amplitud de poeta, ese Pere que va de la poesia comprometida, a este Pere casi da pinceledas de una lejana picaresca española. Siempre brillante, Maestro, un enorme abrazo,

Silvia Loustau

19.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Mi buena amiga Silvia:
Qué gusto verte por acá. Bueno, las piceladas de la lejana picaresca castellana, supongo, lo dirás acaso por el léxico. Porque la temàtica homo dista mucho de aprecer, que yo sepa, al menos explícitamente en novela o narración ejemplar picaresca.
No olvides que es mi homenaje descarado y descarnado a Pepe Ribelles, maestro de toda mi generación, y que, sin embargo, pocos reconocen aun hoy por miedo a ser tildados o contaminarse. Incluyo (!) poetas que juegan a la ambiguedad calculada y a otros que sí salieron del armario, pero que dudan en ofrecerle ese Homenaje. Un homenaje que en nada debería primar la opción personal afectivosexual sobre cualquier otra consideración literaria o poética. Que, en el mejor de los casos, normalizada la situación ad personam, también.
Por mi parte, yo soy de los que creo que esa cuestión ni siquiera debería condicionar, a priori, la visión del poema.
Un abrazo.
Pere Bessó.

19.5.10  
Blogger Mónica Angelino said...

Tu poema, ya desde ese: "avido de si mismo"
es excelente.

Besosssssssssss

19.5.10  
Anonymous Anónimo said...

Caro amico Pere,
hay voracidad quirúrgica en tu palabra, hábil para barrer toda contaminación o protuberancia inútil. Aún desde la aparente tiniebla puede surgir la iluminación; Leonardo lo sabía! Admirable y merecido homenaje. Bravo!
abbraccio

Elisa Dejistani

20.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Gracias, Mónica, por tu cariño sostenido. La verdad es que es un poema extraño, pero necesario, en los avatares de mi poética? escritura? temática? leitmotivs? Un poema que retoma, más allá del narcisimo intelectual y físico, el canto espiritual a mí mismo, a la manera que algún místico de los sentidos del simbolismo francófono entrevió. Y, al final, sólo quedaría reinventarse Spho. Así, que aún queda tiempo y... cosas veredes!
Un beso, amiga.
Pere

21.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Hola, Elisa:
jajaja
Tu comentario es tan eficaz como la uña cultivada y lacada de rojo.
Eso de la protuberancia inútil a mis años, malona.
Sí, Leonardo se lo sabía, yo guardo en casa todavía el volumen de Pepe Ribelles, como una joyita.
Y un piacere lungo estar acá contigo desde la palabra.
Basia.
Pere

21.5.10  
Blogger Benjamin Mejias Caris said...

Que musa la suya Pere, muy necesaria en estos días cuando muchos de nosotros nos quedamos enredados en alturas muy distantes a esta Tierra.
Felicitaciones es un agrado leerlo.
Benjamín.

27.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Gracias, Benjamín, por tus palabras.
Visité tu blog, ya tienes otro seguidor.
Ah, y mi musa que es muy peleona te envía un mimo.
Pere

28.5.10  
Blogger deliteraturayalgomas-2 said...

Pere, admiro el alto placer de la sinceridad en el poema, buenísimo homenaje.
Un gran abrazo
Betty

28.5.10  
Blogger Pere Bessó said...

Gracias, amiga.
No habría sido posible dar solaje al poema de otro modo.
Fue un maestro de la lírica.
Pere

30.5.10  
Anonymous Anónimo said...

Pere, un poema que me conmueve, pues es como una instantánea de una realidad muchas veces poblada de intenso dolor y soledad. Te felicito por la valentía de escribirlo y de darlo a conocer como un homenaje a un maestro.
Un abrazo, desde Chile
Juany Rojas

1.6.10  
Blogger Pere Bessó said...

Juany:
Todo lo que yo pueda hacer por la memoria de un auténtico maestro de la Poesía no dudaré, por mucho que en ello vayan juicios de intenciones que, además, me resbalan.
Y sí, en Pepe Ribelles poblaron años de intenso dolor y soledad, aunque en ocasiones lo simulara con la provocación hasta la obscenidad. Aquello de políticamente incorrecto iba muy con su venganza cotidiana ante la mediocridad de las gentes que lo vituperaban. Era también un maestro del canto lírico, cosa que empleba para la ironía en verso cantado. Eso lo hacía como nunca más he visto.
Un beso, Juany.
Pere

2.6.10  

Publicar un comentario

<< Home