7.11.10

Poema de Roxana Palacios


ahora es cuando aparecés en los objetos
primero atrás de la cortina pero enseguida
salís aplaudiendo por encima de tu cabeza
las manos como un rezo
o el ademán de saludo en la puerta de Peña
hay un macetero con flores en uno de los escalones
ahí apoyo los libros mientras te espero cada lunes

tus poderes son otros:
te sentás en el borde de la pileta
te sacás los zapatos, las medias
te arremangás el pantalón
sumergís los pies y me mostrás le herida de la cabeza
yo te cuento el episodio de la calle
el tipo cortando la chapa de mi auto con impunidad
vos te tapás la cara y desaparecés
por el pasillo de terapia intensiva

me tocás la frente
es simultáneo decís
alguien ha encendido un cigarrillo
y yo aspiro el humo de todos los cigarrillos de la Tierra

hablamos por teléfono
son las cuatro de la mañana
decís que vas en un sueño
yo intento seguirte pero me distraigo

ahora es cuando el perro me trae una rama para que juguemos
vuelvo a abrir los ojos y veo el jardín enorme
la imaginación contemplativa
encadenada a mi silla de plástico blanco
escucho los ladridos
tu voz en el teléfono, che
el sol abriéndonos los huesos como un líquido

© Roxana Palacios
Foto: Sergio Ciarallo

7 Comments:

Blogger diana poblet said...

Será porque vengo de la prosa que los versos largos me atrapan.Tu poema me detuvo en dos lecturas, aún creo que había dos poemas en uno pero ambos se complementaron sin molestarse, sumaron. Me gustó también la naturalidad, la habitualidad que se respiraba adentro del poema.
Un abrazo Ro,
d.

7.11.10  
Anonymous galáctica said...

Un mundo surrealista de gran fuerza onírica que se entremezcla con la "realidad" y la transforma, en estados de semiensoñación y otros de gran lucidez, que señalan el dolor de una sociedad que sufre. Muy logrado Irene Marks

8.11.10  
Anonymous Anónimo said...

La línea sutil que separa la realidad del sueño se diluye en tus versos, Roxana, hasta llevarnos por ese paisaje mágico de lo onírico.
¡Muy bello y certero!
Aplausos y besos
María Rosa León

9.11.10  
Anonymous Anónimo said...

El poema respira del modo que el poeta suspira y se angustia, va dejando la huella de su sentir y nos lleva a sus adentros. Cuando eso sucede el poema nos ha conquistado.

Lily Chavez

10.11.10  
Anonymous Anónimo said...

David Antonio Sorbille dijo...
Querida Roxana: cuánto admiro tu prosa poética, más aún, cuando deslumbra en una elaboración que tiene todos los detalles que hacen a una composición de lugar con un final magistral. Un abrazo.

10.11.10  
Blogger Nerina Thomas said...

Perfecto.
Eso.
besos

12.11.10  
Blogger Eduardo said...

Roxana
un poema, una historia, un paisaje, un cuadro que abre diversas ventanas para la mirada del lector, este trabajo es fuerte y preciso, está en una línea delicada que combina la realidad y el mundo que habitamos en nuestros corazones. Espectacular.
Eduardo Chaves

14.11.10  

Publicar un comentario

<< Home