22.2.11

Poema de Leonardo Martínez


ENCANTAMIENTO

Anochece
Alguien canta con voz apagada
En el cañaveral cercano
las ranas plañen y sobre el árbol oscuro del traspatio
un pájaro lastimero pía
Las sombras se agolpan a esta hora
Alguien
canta a media voz
Nosotros sabemos que en la casa el padre muerto
enciende la lámpara mientras los perros lamen
las puertas cerradas del invierno
La luz convoca a los hermanos
Uno trae el corazón equivocado
otro los huesos divididos
otro una mirada húmeda de bosque
El padre después de rezar comparte la comida
En la ventana del salón resplandeciente
un gallo anuncia el alba
Amanece
Alguien empieza un canto distinto

© Leonardo Martínez

13 Comments:

Blogger Eduardo Espósito said...

Leonardo querido. Hay tanta belleza en tu manera de decir, que a veces me gustaría copir esas formas, ese mundo tuyo... Termino conformándome con lo que puedo y soy...
Un abrazo.

22.2.11  
Blogger Eduardo Espósito said...

Leonardo querido. Hay tanta belleza en tu manera de decir, que a veces me gustaría copir esas formas, ese mundo tuyo... Termino conformándome con lo que puedo y soy...
Un abrazo.

22.2.11  
Blogger GINA ESCOBAR said...

Se puede penetrar la escena a través de tus palabras.Me gusta leer a quien abre mi imaginación.Abrazo,Leonardo.

23.2.11  
Anonymous Anónimo said...

Hola Leonardo. Ante tu poema me pareció estar frente a un hermoso cuadro costumbristas lleno de magia. Realmente un encantamiento.

Gracias

Andrea

23.2.11  
Blogger Pilar said...

Es un poema escrito y pintado, con imágenes poéticas muy bellas y envolventes. El lenguaje tiene el sonido y la cadencia acordes con el contenido, lo que hace que éste llegue con mucha fuerza.
Excelente, Leonardo. Un abrazo
PILAR ROMANO

23.2.11  
Blogger Elisabet Cincotta said...

Y el dolor cambia el canto. Bello poema

besos
Elisabet

23.2.11  
Anonymous Anónimo said...

gracias Leonardo ,siempre alguien comienza un canto distinto ,en este caso ,el poemaes ese canto
Marizel Estonllo

24.2.11  
Blogger Mariasilvia said...

El encantamiento de la tristeza me ha tomado, amigo. Gracias.

24.2.11  
Anonymous Anónimo said...

Estuve cenando en esa casa, todos en silencio, solo el ruido de la vajilla y las respiraciones acompasadas. Qué clima! Muy logrado. Felicitaciones
Abrazo
Alicia Perrig

25.2.11  
Blogger Isabel said...

Un poema como un "jardín umbrío", con olor a hierbas mojadas. Al crear este ambiente hay mucho de teatro y de acotación escénica y sobre todo de misterio, el misterio que es uno de los dones de la poesía.
Isabel Llorca Bosco

26.2.11  
Blogger Cecilia said...

Un disfrute ingresar por la mirilla de tus letras a este mundo que describís.
Marina c Kohon

26.2.11  
Blogger Nerina Thomas said...

Grande poeta!!
Una maravilla aunque el dolor brille.
Un abrazo

27.2.11  
Anonymous Anónimo said...

poemas de interior los de leonardo que cuanto más se adentran , como éste, se abren hacia la diversa e infinita condición humana

7.3.11  

Publicar un comentario

<< Home