8.4.11

Poema de Silvia Loustau


Oníricos

en el país del Jade cuando una niña sueña
murmura: quiero pájaros en llamas/ piedras de lapislázuli
el Verbo del Balam dice: tendrás los ojos del Sol Negro/
su aliento/ su cuerpo/el rayo girando en la noche
oirás un canto anónimo /vendrá del mar

y vos niña-ángel serás para siempre
engendradora de sueños.

© Silvia Loustau

17 Comments:

Anonymous Roxana Palacios said...

chapeau, dama!
Ro

8.4.11  
Anonymous Anónimo said...

Bellísimo poema!
Amalia Abaria

8.4.11  
Blogger José Manuel said...

Hermosísimo y verdaderamente onírico.

José Manuel Solá

8.4.11  
Anonymous Betty Badaui said...

¿Me quedo con las gemas o con el poema? mejor me adueño de la niña-ángel. Hermoso
Abrazos
Betty

8.4.11  
Anonymous Anónimo said...

¡Qué maravilla de sueño con esa niña ángel, Silvia!
Aplausos, bises y besos
María Rosa León

9.4.11  
Blogger Pere Bessó said...

Lirismo en estado original: sólo la infancia en su perspectiva de género (niña-ángel) puede engendrar sueños del mar de la noche y guardarlos en la cajita de jade de su vientre.
Así el mito en la voz de Silvia Loustau. Y como todo mito que se precie, reordenando los símbolos que nutren la consciencia poética de la realidad. O como diría Silvia, tras la huella del jade.
Un poema, pues, a desplegar en una suerte de abanico lujoso, con su haz de luz y sombras. Un poema que permite la construcción de todo un conjunto de posibilidades de poemario para la lectura pagana de la niña-ángel (y acaso la relectura y reelaboración de "la" ángel de la guarda...)
Un poema serio, de enjundia, que nos acerca a la perfección de lo profético y nos abre a la entropía del Universo poético/poetizado.
Una gozada, querida Silvia.
Besos.
Pere

9.4.11  
Blogger Tony said...

Muy buen poema Silvia, para ahondar en él y buscar tesoros escondidos. Un abrazo. Antonio

9.4.11  
Blogger Leo Mercado said...

Genial, porque nos remonta mucho más allá del texto, y eso es un mérito consciente de aquel que escribe; en este caso vos.
Un abrazo.

9.4.11  
Anonymous silvia loustau said...

Gracias a todos, pero en especial al análisis que ha hecho mi querido Pere, me gusta esa idea que has disparado en mi , Pere, de "la ángel"
mis inspiradores son los escritos sagrados de los aztecas y mayas, de ahi el jade, ya vendra la obsidiana, cada objeto tiene su sacralidad.
Un abrazo

Silvia

y gracias a Gus, yo le ¡dije que estrenaria esta nueva serie en Mis poetas.

9.4.11  
Anonymous Anónimo said...

Una maravilla!!!!! Abrazo, María Chapp

9.4.11  
Anonymous Anónimo said...

la infancia en todo su esplendor, los sueños de los niños , un poema verdaderamente sugestivo

maria elena tolosa

10.4.11  
Blogger Máximo Ballester said...

Muy bueno, Silvia. Hermoso sueña esa niña. Un abrazo.

10.4.11  
Anonymous eduardo.s.chaves@gmail.com said...

Silvia
un poema cargado del misticismo ancestral que tal vez aùn anida en el corazòn de los que nacimos en Amèrica. El Balam milenario y sagrado es un sìmbolo de salvaje belleza. Un abrazo. Eduardo Chaves

10.4.11  
Anonymous Anónimo said...

Hermoso, con una pureza que resplandece en sus imágenes.
Un abrazo,
Juany Rojas

11.4.11  
Blogger Mónica Angelino said...

Placer de leerte, Silvia.

Besosssssss

15.4.11  
Blogger Anamaria Mayol said...

Un hermoso y mágico poema Mi abrazo Anamaría Mayol

16.4.11  
Anonymous Anónimo said...

Niña-ángel...qué belleza!!!!
Cariños Silvia
Alicia Borgogno

16.4.11  

Publicar un comentario

<< Home