24.8.10

Poema de Marta Braier


Nana para tía Elvira

ropa blanca en mis sueños (trapos)
lejos de tía Elvira
................... que planchaba camisas
con la puerta entreabierta
en la dulce penumbra del atardecer

ropa blanca en mis sueños (trapos)
lejos de ella (Ella)
que nada sabía
del ruido de mástiles
balanceándose al viento
en la dulce penumbra del atardecer
.................. ¿qué sabía?

Ropa blanca trapos
mástiles mástiles mástiles

© Marta Braier

9 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Hago mío este homenaje para mi tía Elsa.
Estoy muy conmovida
Gracias
Alicia Perrig

24.8.10  
Anonymous Anónimo said...

la hermosura de lo cotidiano^ el recuerdo^ el apego^^^ la vida misma^^^
buhamente^^^
m.e.

24.8.10  
Anonymous Anónimo said...

Ay !! cuanta ternura en este poema lleno de nostalgia, si lo estoy viendo, plancha y ropa blanca
besos myrt

25.8.10  
Blogger ©Claudia Isabel said...

Hermoso poema, que además me trae recuerdos de personas lindas que conocí!
Un placer!

26.8.10  
Anonymous Anónimo said...

¡Muy bella y enternecedora evocación, Marta!
Aplausos y besos
María Rosa León

26.8.10  
Blogger Mariasilvia said...

No tengo palabras. Sólo agradecerte que despertaras el eco de mi recuerdo (¿todas tendremos una tía que planchaba en la dulce penumbra del atardecer?)(¿qué van a hacer los sobrinos de ahora, con tantas que ya no planchamos más?

27.8.10  
Blogger deliteraturayalgomas-2 said...

Tanta sencillez, cotidianidad, belleza...¡y esa ilustración con las ropas tendidas! Qué bueno.
Abrazos
Betty

27.8.10  
Anonymous Anónimo said...

Elvira, Elsa, María... ojalá todas hubieran tenido una sobrina poeta como vos Marta, serían inmortales de alguna manera. Felicitaciones a vos y a Gustavo. Alda Salzarulo

30.8.10  
Anonymous Anónimo said...

Marta, me pegaste en el corazón. Justo estos días cumplió años (90) una tía querida y cuando hablabas de planchar camisas con la puerta entreabierta, se me vino su imagen también. Hermosísimo. Gracias.

Lily Chavez

30.8.10  

Publicar un comentario

<< Home