11.1.11

Poema de Marina Cecilia Kohon



de cuando la vida se viste de uniforme…

veo techos como tapas
variedad de mortajas
lleva puesta la vida

-refugios o cárceles domésticas-

veo techo chapatejapajalosa

-desde lo alto la intrascendencia se viste de uniforme-

veo techo
límite entre la vida en los retículos y la libertad del cielo

-claustro de yoes aplastados por la inmensidad del aire-

Cuelga la rutina también, deshilachada

y más techos
techos techos
testigos del amor y odio
en estos hormigueros.

© Marina Cecilia Kohon

10 Comments:

Blogger Eduardo Espósito said...

Me gustó, claro que me gustó. Una crítica con "altura", si se me permite la expresión. Gracias Marina, por lo novedoso de tu texto... por el asombro subsiguiente!

11.1.11  
Anonymous Anónimo said...

Claustro de yoes aplastados en la inmensidad del aire.Un estado especial, tan bien dicho...disfrutable poema el tuyo, me encantó Marina.
Besos

Lily Chavez

11.1.11  
Blogger Leo Mercado said...

No digo nada novedosa si subrayo que estamos en presencia de una escritora genial.
Un abrazo Marina.

11.1.11  
Anonymous betty badaui said...

Leer un poema y reflexionar...
Muy bueno, va un abrazo
Betty

12.1.11  
Blogger David said...

Que los techos no detengan tus palabras.

David Rosales

13.1.11  
Blogger Cecilia said...

Eduardo, Lily, Leo, Betty, David gracias por sus comentarios que son un gran estímulo. Un abrazo a cada un@.

13.1.11  
Anonymous Anónimo said...

Estupendo texto, Marina. Se potencia con la imagen plástica y logran un efecto abrumadoramente conmovedor. Me alegro que recibas el reconocimiento que merecés.
Un fuerte abrazo.

Jorge Luis Estrella

17.1.11  
Blogger Cecilia said...

Querido Jorge: qué bueno saberte cerca, te mando un fuerte, fuerte abrazo.
Marina C Kohon

17.1.11  
Blogger Máximo Ballester said...

Muy bueno, Marina. Lo uniforme asfixia. Me encantó. Un beso.

21.1.11  
Blogger Cecilia said...

Gracias Máximo, un gusto recibir tu comentario.
Cariños.

26.1.11  

Publicar un comentario

<< Home